El cristal

Imagen: © Fernando Maldonado: "Otras realidades"
Imagen: © Fernando Maldonado: “Otras realidades”

Por: Rosalinda Mariño R.*

Dependiendo de tal o cuál cristal, veremos de cierta manera el mundo. Como un pozo profundo, un hermoso cuento, una utopía o un desconcierto. El acierto de la mirada sólo depende de la ilusión, de la emoción del alma al posarse en el objeto de su deseo, del vuelco de la sangre. Es de cobardes pensar que todo es igual, si priva el entusiasmo en cada cosa que el dedo elige; porque la elección es una flecha que atraviesa, la elección es -al mismo tiempo- una certeza, algunos siguen y otros se quedan, algunas mareas serán abandonos de nuestra playa, ciertas medallas carecerán de valor, ese calor se tratará de otro fuego, y el amor aquel resumirá su encuentros (sí, 227 encuentros) en un “hasta luego”.

Nos acercamos a ciertas líneas, rumbos y horizontes, nos acercamos porque la mano siempre busca; y antiguas emociones se pierden en la orilla, dejan de hacer mella, aunque queda la huella en todo aquello que atesora el alma. Y no debe causar alarma que lo que otrora fuera importante, valga apenas un instante u ocupe un rincón pequeño  del pensamiento.

Lo siento, si usted piensa que practico olvidos. Pero la vida es eso: el peso que pierden o  ganan  las causas de la inspiración, los latidos que se apagan y los que retumban como una canción, los nidos que se vacían y los que se llenan como colmenas de salsa dulce y amarga, las entradas y salidas sin puertas, las venas abiertas, y esas frases auténticas que logran acoger los soles del mundo. Y sí, practico olvidos, porque el olvido es vida que ya no duele, vida que se escribe desde la lección.

Qué razones nos mueven, qué fuerzas hacen que algo sea urgente, diferente, imperioso, o importante. Nos mueve el instante, nos arrastra el instinto de morder la emoción, nos importa la belleza de la entraña, el milagro que espera ardiendo en la palabra, el poder del mensaje que toca sin dedos y besa sin boca.

Nos atrae la roca, que, sin un grito nos habla de la pasión del agua.

Elegimos el cristal, ése que nos enseña el mundo después del punto.


* @abrapalabra en Twitter.

Literariedad

Revista dominical que asume la literatura, la poesía, el cine y el teatro como calles, lugares de encuentro y desencuentro. ISSN: 2462-893X.

2 comentarios sobre “El cristal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s