Selección de poemas de Margarita Dalton

Imagen de una peatona hecha de agua

Nos enorgullece presentar en esta edición poemas inéditos de Margarita Dalton (Ciudad de México, 1943). Porque la palabra poética ha sido la herramienta con la que ella ha trabajado toda su vida. La hace aparecer en la novela y es fuego en su discurso. Su vida es poesía. Les invitamos a leerla.

 

Poemas inéditos de Margarita Dalton

 

A Roque

I

Sombra de grito pasajero

me tientas las venas

y permites saber que vivo

La rueda se acerca

me salpica de espera

sueño dármico adherido a una pisada feroz

a la muy distante compañía

 

Ese pájaro que canta

sobre la primera luz

aparece a cada momento

insiste

al último

 

 

II

Las horas traspasan

el arco iris

tímidamente anuncian

ni antes, ni después

justo en el salto

solo en la última batalla tentadora

catapulta de abismos

me tiras para detenerme

no te precisa saber

en qué rincón  se cierne la melancolía

de qué saco ha salido la semilla de voz

y dónde se siembra

 

 

III

¿No es la verdad de la vida una consonante débil?

¿No es una vocal angustiada?

¡Qué se yo de la antorcha que esperaba iluminarlo todo!

¿No es sólo un accidente el sol y la galaxia

una nimiedad en el vacío?

 

Nosotros

los distintos

¿somos algo más que ecos sordos

repitiéndonos?

Entramos espantados a cuartos que nos apagan

que constriñen y lastiman

nuestras alas

al golpearnos contra el cristal de una ventana

¡Qué diferente el aire puro del campo!

 

 

IV

Aullido con piernas y brazos

con pecho que toca el cielo y sin cabeza

como te gusta navegar por las nubes

ahogado en tu propio oxígeno

 

Descarnada en latidos me alejo

cuando ni la distancia es consuelo

 

Portadora de asombros y desviaciones

soy una partícula

casi una piedra

una sensación

un movimiento ondulado sobre el agua

carezco de ritmo propio

y cuando crezco espanto

no tengo forma de ser invisible

 

Que distinto el poder y la palabra

que difícil la ronda de las cosas

que afecto tan extraño el cadáver

que se lleva dentro

 

 

V

No es total ausencia de memoria

más bien una inquietud de sueños

de personas y objetos  distorsionados

que distintos responden

a la naturaleza de los muertos

 

 

 

Crepúsculo

El unánime miedo de la sombra

Jorge Luis Borges

 

Se va la luz del mundo

en párpados oscuros se desploma

en el crepúsculo interior

una mirada brilla

acaso es la memoria

o brasas de la imaginación

y te rindes al sol cautivo para siempre

frente a la tibia realidad de la noche

 

 

 

Vigilia

 

            Y la noche que tiene frío en su gruta de huesos

Vicente Huidobro

 

Nunca podré robarte la aurora cálida del sueño

para verter en mi vigilia de ansiedad tu piel entera

Mamú, sorprende mi ilusa continuidad de tímida rinoceronte

Que en redes prehistóricas habita

Alegre hasta el cansancio de ser

Una broma alojada en la piel

 

 

 

Piel

 

                                   Haber sentido el círculo del agua

                                   en el secreto aljibe

Jorge Luis Borges

 

No hay piel que pida tanto como la del agua

que milita en el cuerpo

y se adhiere a las venas evaporando anhelos

congelando cascadas trashumantes

de tiempo claro para sí

piel que me roba incandescente joya

vértigo entero detenido en mí

para volcarse en ti

labio clavel

esmeralda

pulida piel

 

 

Olvido

                                   Pasto en las fauces del insaciable olvido

Vicente Huidobro

 

El sueño se fugó

fantasma de la sombra

soy un mar frio y oscuro

aquello que olvidaste

la piedra en el zapato

el pelo que se escupe

la hormiga que se pisa

el árbol seco

un oxidado riel

hiel amarga de ser

la fatiga

podrido anhelo

cómo decir ahora que en todo el universo

no hay piel como tu piel de durazno

 

 

 

Aliento

Su gran obra de amor

era dejarme solo

Pedro Salinas

 

La carne tibia se incendia  en tu piel

tiembla en la agonía del ser

y la cautiva sensación de vida

aletea desde una penumbra familiar,

orillada, deja la última caricia

del aliento que huye

 

 

 

La cascada  y tu mano

 

Las flores son para el niño, la sal es para la mujer

Marceline Desbordes Valmore

 

El hilo que me enreda se va con tu mirada

en el oscuro presentimiento del adiós

no hay regreso, ni réplica del párpado del tiempo

hay imaginación y ganas de ensanchar lo que fue

 

La música del grillo, la chicharra y el abejorro

en la cascada al amanecer, adentro

me invaden los olores del jazmín

reina de la noche,  lirio, azahar, flor de piel

 

Arreglo la tela de mi falda

y mi mano asemeja tu mano en mi rodilla

ese tacto de música escondida

es todavía un asombro

y así te fuiste entera

en la penumbra tibia de la tarde

 

 

Oaxaca, México, 1979.

 


Margarita Dalton es una novelista, historiadora, investigadora, profesora, activista por los derechos de la mujer y editora mexicana. Estudió la carrera de Historia en la Universidad de la Habana, la Maestría en Etnología en la Escuela Nacional de Antropología e Historia, la Maestría en Antropología en la Universidad Nacional Autónoma de México, una Maestría en Estudios Africanos en la Universidad de Legon en Ghana y cuenta con un Doctorado por la Universidad Central de Barcelona, con la tésis publicada en México bajo el nombre “Mujeres diosas y musas tejedoras de la memoria” por el Colegio de México.

En 1961, participó como voluntaria en las campañas de alfabetización de Cuba. Como editora, ha trabajado en la revista Desacatos. Como activista, participó en la sección Galería del Feminismo del programa de radio Foro de la Mujer, donde aborda temas relativos a la salud reproductiva, los derechos de las mujeres, entre otros; es parte del Grupo de Estudios sobre la Mujer “Rosario Castellanos” y ha sido directora de la revista Entrelineas, del mismo grupo; realizaba reuniones en el Teatro Juan Rulfo, cuyas historias y experiencias la llevaron a formar, en 1991, la Casa de la Mujer “Rosario Castellanos”; entre otras actividades. Desde 1994 a 1998, fue Asesora del Gobierno de Oaxaca para Asuntos Indígenas; en 2003, subdirectora del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (ciesas)y, del 2006 al 2009, directora regional de la misma institución; fue Consejera Académica de la Comisión Ejecutiva del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social desde 2010 a 2014 y desde 1987 hasta la fecha ha fungido como Investigadora Titular C del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social. Practicó la docencia en el Centro de Sociología de la Universidad Autónoma de Oaxaca de 1976 a 1982, y fue directora de la Facultad de Humanidades de la Universidad Autónoma Benito Juarez de Oaxaca.

Literariedad

Revista dominical que asume la literatura, la poesía, el cine y el teatro como calles, lugares de encuentro y desencuentro. ISSN: 2462-893X.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s